COMUNICADO ACLARANDO LA POSTURA DE FISCALÍA ANTE LA PRISIÓN DE LOS TITIRITEROS

En el día de ayer, poco después del mediodía, varios medios y agencias se hicieron eco de una noticia que  publicaron en términos prácticamente idénticos: “La Fiscalía pide la libertad de los titiriteros (). En la inmensa mayoría de ellas, cuya fuente no pudo ser otra que la propia Fiscalía o el Juzgado que conocía el caso, se señalaba textualmente:  “El Ministerio Fiscal, que apoyó el sábado su ingreso en prisión (…) .
 .
Dicha información, reproducida sistemáticamente por numerosos medios, lejos de limitarse a trasladar una información neutral, veraz y contrastada, generó, a través de los términos utilizados, una sutil manipulación. El objetivo no parecía ser otro que el de salvaguardar la imagen de la Fiscalía como una institución seria y garantista frente a la gran polémica que su decisión inicial generó.
.
Es por ello que, en aras de aclarar lo realmente sucedido, vemos la necesidad de realizar las siguientes apreciaciones:
.
1.- La Fiscalia promovió activamente la medida de prisión preventiva. La representante del Ministerio Fiscal que actuó en la declaración de los titiriteros detenidos no “(…) apoyó su ingreso en prisión” como así relataron numerosos medios, sino que fue precisamente ella quien lo solicitó inicialmente, solicitud acogida por el Juez Ismael Moreno. Tanto es así que, al no haber acusación particular contra los titiriteros, si la Fiscalía no hubiera solicitado dicha medida, el Juez no podría haberla acordado.
.
2.- La Fiscalía no ha solicitado la libertad de los titiriteros. Ante el Auto que acordaba la prisión provisional los abogados de los titiriteros recurrieron en reforma ante el mismo Juzgado, noticia de la que se hicieron eco numerosos medios. Según establece la Ley, se le tiene que dar traslado al Ministerio Fiscal de dicho recurso para que éste manifieste lo que considere al respecto, previamente a que el Juez resuelva sobre el mismo. Ha sido precisamente en el transcurso de este trámite cuando Fiscalía, en un giro radical de criterio tras apenas 4 días, ha apoyado el recurso de los abogados de los titiriteros, eso sí, únicamente en lo referente a la solicitud de libertad provisional. Sin embargo, ha solicitado la adopción de una serie de medidas contra los dos titiriteros: la obligación de presentaciones diarias ante el Juzgado o la retirada del pasaporte, las cuales finalmente han sido acogidas por el Juez. 
.
Aunque pueda parecer un detalle de poca importancia, es importante, en honor a la verdad, subrayar que Fiscalía no apoyó la prisión de los titiriteros, sino que la promovió activamente, en la medida en que la solicitó; y que no ha pedido la libertad de los mismos, sino que ha emitido un informe informando positivamente el recurso de los abogados de la defensa en el que se planteaba dicha solicitud.
.
Vistos los últimos hechos acontecidos creemos importante aclarar ambos extremos. Y no solo para esclarecer  las confusas informaciones que la prensa ha publicado en estos días, sino para poder entender el por qué de los cambios de criterio de Fiscalía que, en el fondo siendo tales, no acaban de explicar lo sucedido. El Juzgado Central de Instrucción nº 2 no ha decidido modificar de oficio (a iniciativa propia) la situación personal de los titiriteros (el ingreso en prisión provisional sin fianza), aunque podría haberlo hecho en la medida en que cuenta con esa potestad. En lugar de eso, ha sido la iniciativa de los abogados de la defensa, acreditando la innecesariedad de la durísima medida acordada, la que ha constituido el canal utilizado por la Fiscalía, mediante la emisión de su informe favorable, para revertir la inaudita situación por ellos, y sólo por ellos, generada. 
.
El resultado final sugiere una iniciativa garantista de dudoso sostén por parte de un Ministerio Fiscal al que no le tembló el pulso para generar la grave situación que ha mantenido a dos personas cuatro días en prisión, incluyéndolos en el fichero FIES de Banda Armada, por representar una obra de títeres. Aún celebrando el cambio de criterio, éste llega tarde y mal: las dos personas detenidas fueron privadas de su libertad en base a unos criterios, promovidos y sostenidos por la Fiscalía, de muy dudoso soporte jurídico; entre otros, riesgo de fuga, posibilidad de reiterar la comisión del supuesto delito o destrucción de pruebas. Está de más señalar que se hubiera agradecido cierto celo democrático en el momento de proponer -no proponiendo, puesto que se trata de una facultad potestativa- medidas cautelares como la que ha generado la avalancha de críticas recabadas estos días. 
.
No lo olvidemos: no ha sido la actuación del Ministerio Fiscal, sino la salud democrática de la ciudadanía, lúcidamente escandalizada por las medidas judiciales acodadas, y la profesionalidad de los letrados intervinientes, las responsables de este feliz desenlace que, esperamos, sea la primera, pero no la única, batalla ganada en este ataque a las libertades más fundamentales.
.
“Sólo la lucha hace Justicia”
.
Comisión Legal Sol
Anuncios